Pilates post-parto

El método Pilates nos permite cuidar de nuestra postura y recuperarnos de los cambios corporales propios del embarazo. Después de dar a luz es un momento ideal para comenzar a entrenar, te ayudará a recuperar la forma física y reestablecer toda la musculatura abdominal y del suelo pélvico.  

Una nueva madre necesita un régimen de ejercicios extremadamente flexibles dirigido a la persona en su conjunto, que sea tolerante con sus limitaciones y exigencias físicas cambiantes, que tome en consideración sus restricciones temporales, que se ajuste a la fatiga de la maternidad, que incorpore algunas técnicas de relajación y que fomente una mejora general del bienestar psicológico y físico.

Te ayuda a recuperarte del dolor físico del parto, a fortalecer tu musculatura para cargar con el bebé, y a mejorar tu postura corporal, para no sufrir lumbalgias, y otros dolores musculares.

Pilates ayuda a recuperar tu forma y tu figura. A través de la práctica de la respiración, el fortalecimiento, el estiramiento de los músculos próximos a la columna y la práctica constante, nuestro cuerpo recuperará su estado previo al embarazo

.